EVO MORALES DENUNCIA GENOCIDIO EN EGIPTO

Mensaje de error

Notice: Array to string conversion en arthemia_breadcrumb() (línea 28 de /var/www/html/comunicacion/sites/all/themes/arthemia/template.php).

La Paz, 17 de agosto (ABI).- El presidente Evo Morales, expresó el sábado su condena por el genocidio y los hechos de violencia que se desataron en la República de Egipto y se solidarizó con la familia de al menos 600 personas que perecieron en la protesta esta semana en El Cairo y otras ciudades egipcias.

'No es posible que haya países e imperios que impulsen esta clase de genocidios, condenamos y repudiamos enérgicamente, sobre todo, toda nuestra solidaridad con pueblos como Egipto que luchan por la democracia, por su restablecimiento y unidad de sus pueblos', dijo en acto público en La Paz.

A tiempo de fustigar la presencia de poderes e intereses detrás de la escalada de violencia en Egipto, expresó que 'estamos en otros tiempo de defensa de la vida'.

Insistió que estamos en tiempos de vivir en diversidad, buscando la igualdad, defendiendo la dignidad, pero para eso es importante la unidad de los bolivianos y todo el mundo.

Si defendemos la vida, agregó, defendemos a la humanidad.

Personalmente, dijo estar conmovido, por 'cómo es posible que puede haber tanta masacre, fusilamientos y para mi perdonen la expresión, es un genocidio'.

Expresó que en estos tiempos no pude haber genocidios, pero se debemos esperar entre todos como aportar para que se restablezca la democracia y la vivencia en unidad, respetando la diversidad que tienen todos los pueblos.

Los hechos de sangre en Egipto se desataron tras el golpe de Estado del Ejército que depuso el miércoles pasado al primer presidente democráticamente electo de ese país, Mohamed Morsi.

Los choques entre los partidarios y detractores del depuesto presidente egipcio Mursi estallaron en el centro de El Cairo.

Se calcula más de 600 personas murieron cuando las fuerzas de seguridad emplearon armas letales para dispersar a los plantones y manifestaciones de los seguidores del depuesto presidente, Mohamed Morsi.