Ante una multitud, Morales apela a la conciencia del pueblo para no volver al pasado signado por los neoliberales

Mensaje de error

Notice: Array to string conversion en arthemia_breadcrumb() (línea 28 de /var/www/html/comunicacion/sites/all/themes/arthemia/template.php).

La Paz, 10 de octubre de 2018 (ABI/MC).- Ante una multitudinaria concentración reunida en la plaza San Francisco, que se extendió hasta cubrir la avenida Mariscal Santa Cruz de La Paz, el presidente Evo Morales apeló el miércoles a la conciencia del pueblo para no volver al pasado, que dijo está encarnado por ‘emeneristas’ y ‘adenistas’ que, bajo el modelo económico del neoliberalismo, saquearon la riqueza del país.

“Algunos quieren volver, tengo confianza en la conciencia del pueblo boliviano, sabe quiénes nos hicieron mucho daño. Cuando un pueblo está unido nada es imposible”, dijo —citado por la agencia ABI — el Jefe de Estado ante una multitud que hacía flamear la tricolor y las banderas del Movimiento Al Socialismo (MAS) y la wiphala en señal de respaldo al Gobierno.

Morales, quien acompañó la marcha que antecedió a la concentración popular que celebró los 36 años de recuperación de la democracia, afirmó que el “enemigo es el imperio, son los privatizadores y la derecha”.

“La derecha son los privatizadores, nosotros los nacionalizadores, a la cabeza de movimientos sociales. Estos resultados son imposibles de lograr solos, pero cuando el pueblo está unido, con programa y con claridad para el desarrollo, es posible, no hay lamento boliviano”, dijo en medio del aplauso y la algarabía de la muchedumbre.

Morales afirmó que los movimientos sociales recuperaron la democracia y que la derecha viene de la dictadura. Además, apeló a la unidad del pueblo boliviano para dar pasos adelante a favor de los bolivianos.

“Saludo esta concentración, para que se sepa que la derecha viene de la dictadura y que los movimientos sociales han recuperado la democracia”, mencionó. Según indicó, solo hay dos caminos: “estar con el imperio o con el pueblo”.

El Presidente resaltó la recuperación de la patria y haber logrado la estabilidad económica, entre otras tareas que impulsó y consolidó el proceso de cambio, que se inició en Bolivia en 2006.

Citó como ejemplo que en 2005 la inversión pública era menos de 700 millones de dólares, en cambio este año llega a 8 mil millones de dólares. 

Morales refutó a los “pichones de la dictadura” que acusan al Gobierno de ser autoritario y dijo que en los últimos 12 años nunca hubo un estado de sitio, por el contrario, “todo con el pueblo” para garantizar la democracia y, aún más, para “profundizarla”.

El 10 de octubre de 1982, luego de años de lucha, el pueblo boliviano finalmente recuperó la democracia. Ese día marcó para la historia la asunción del gobierno del presidente Hernán Siles Zuazo (UDP), que implicó el alejamiento de las dictaduras militares que gobernaron Bolivia —con mano de hierro, corrupción institucionalizada e impunidad— desde el 4 de noviembre de 1964.